Avifavir, una alternativa contra el coronavirus

Avifavir, una alternativa contra el coronavirus

Thu, 01/21/2021 - 12:37
0 comments

Avifavir fue presentado como el primer medicamento para combatir la Covid-19, en una videoconferencia que se organizó en la Embajada de Rusia en Guatemala con el propósito de comenzar negociaciones para su comercialización y suministro en América latina y el Caribe. 

Por Sara Villanueva 

El fármaco Avifavir es un antiviral desarrollado por el Fondo Ruso de Inversiones Directas (FRID) y ChemRar Group, para combatir la Covid-19. Su base genérica se encuentra formada por el fármaco japonés Favipiravir desarrollado en 2014 para combatir y tratar la influenza, gripe y el SARS CoV- 2. Sin embargo, su efectividad aún se encuentra en etapa de investigación y están en desarrollo alrededor de 40 ensayos clínicos listados en Clinicaltrials.gov.

Las primeras dosis del Avifavir fueron fabricadas en marzo del 2020 y el 28 de abril el FRID y ChemRar anunciaron el inicio de un ensayo clínico comparativo, abierto, multicéntrico y aleatorizado de Favipiravir en pacientes hospitalizados con COVID-19 en Rusia. La investigación se llevó a cabo en 17 centros médicos ubicados en Moscú, Nizhny Novgorod y Smolensk, y participaron 330 pacientes con Covid-19. Contó con la participación de la Primera Universidad Médica Estatal de Moscú.

El 13 de mayo, se anunciaron los primeros resultados positivos y provisionales de los ensayos clínicos lo que lo convertía como una opción ideal como agente antiviral para COVID-19. Posteriormente, el Ministerio de Salud de Rusia dio permiso para la transición a la parte crucial del estudio.

El 22 de mayo, el FRID y ChemRar presentaron una solicitud de registro del fármaco Favipiravir de acuerdo con el Decreto del Gobierno de la Federación Rusa No. 441 de fecha 04/03/2020, dando lugar al Avifavir, que se convertiría en el primer medicamento para combatir la Covid-19.

Según los datos publicados en el portal de ChemRar, luego de la primera etapa de los ensayos clínicos (10 días), Avifavir demostró seguridad y no se identificaron efectos secundarios nuevos; la eliminación media del virus en 60 pacientes fue de cuatro días en lugar de nueve con el tratamiento; tiene una eficacia superior al 80% con alta actividad antiviral. Asimismo, el 65% de los 40 pacientes que tomaron Avifavirr dieron negativo para el coronavirus al cuarto día de tratamiento. El día 10, el número de pacientes con una prueba negativa alcanzó el 90%. En el 68% de los pacientes la temperatura volvió a la normalidad el segundo día.

Se continuó probando el Avifavir en Moscú, San Petersburgo, Tver, Nizhny Novgorod, Smolensk, Ryazan, Kazan, Ufa y en la República de Daguestán entre otras. Tras ser aplicado en 30 mil pacientes de 51 diferentes regiones en Rusia, el medicamento mostró resultados favorables, declaró Elena Yakubova, directora médica de la compañía Kromis, empresa aliada del FRID, en una información difundida por el periódico Página Siete. Además, se realizaron ensayos clínicos del medicamento para paliar el avance del coronavirus en Italia, EE.UU, Gran Bretaña, India y Blangladesh.

Finalmente, el 30 de mayo, el medicamento obtuvo un certificado temporal del Ministerio de Salud de Rusia. Sin embargo, hubo informes de expertos que afirmaban que la autorización era apresurada, pues el medicamento había sido suministrado cuando aún se seguían realizando ensayos clínicos y se realizaron en corto de tiempo y con pocas personas.

De todos modos, el 10 de julio de 2020, Avifavir fue presentado como el primer medicamento para combatir la Covid-19, en una videoconferencia que se organizó en la Embajada de Rusia en Guatemala con el propósito de comenzar negociaciones para su comercialización y suministro en América latina y el Caribe. Participaron 1.500 personas, entre ellas, representantes de Chile, Bolivia, Uruguay, Nicaragua, así como del Parlamento Centroamericano y Caribeño.

En esa fecha, el Avifavir contaba con dos autorizaciones: una de la Federación Rusa con la cooperación del FRID y ChemRar; la otra, de India, y se informó que todas las entidades, privadas o públicas, que desearan obtener el fármaco ruso debían contactar con la empresa ChemRar. A mediados del mes de julio, Rusia ya recibió más de 50 solicitudes de distintos países del mundo para obtener Avifavir.

En la región, se establecieron acuerdos con Argentina, Ecuador, Uruguay, Paraguay, Honduras, El Salvador y Bolivia.

En el caso boliviano, gestionaron la compra de Avifair el gobierno central y algunas gobernaciones. Finalmente, se firmó un acuerdo de venta entre Kromis (filial del FRID), ChemRa y la empresa boliviana Sigma Corp.S.R.L.

El acuerdo firmado incluía el suministro de 150.000 unidades del fármaco, y que el Gobierno ruso transfiera la tecnología necesaria para la fabricación del medicamento a la compañía boliviana Sigma Corp, en su planta del Parque Industrial Santiváñez, Cochabamba, y que cuenta con experiencia en producción de fármacos, lo que reduciría los costos de logística y el tiempo de espera para introducir el Avifavir en las prácticas de tratamiento contra la COVID-19.

Importación y fabricación del producto por la empresa boliviana SIGMA Corp

Hasta que Sigma comience a producir Avifavir, que se estimó lo haría a finales del pasado año, se importaría el medicamento. Mientras tanto, Sigma cumpliría con los trámites correspondientes como la respuesta de aprobación por parte de la Comisión Farmacológica Nacional y la Agencia Estatal de Medicamentos y Tecnología en Salud (Agemed). El trámite se había iniciado con la entrega de toda la documentación el 21 de julio.

Asimismo, Sigma, que tiene la capacidad industrial para producir el fármaco, solicitaría el aval de la Comisión Farmacológica Nacional, entidad encargada de evaluar los medicamentos en relación a su efectividad y posibles efectos tras su consumo. Con la autorización en mano, la empresa podría tramitar su registro en la Agencia Estatal de Medicamentos.

Dos semanas después de la firma del acuerdo, la Comisión Farmacológica Nacional se pronunció sobre el Avifavir, señalando que aún no autorizaba su importación porque no existía evidencia científica de estudios clínicos aprobados y completos que demuestren su efectividad y seguridad en el uso para el tratamiento de la Covid-19. Ello, pese a que científicos rusos publicaron, el 4 de agosto, el estudio sobre los resultados de los ensayos clínicos basados en las recomendaciones del Plan de I + D de la OMS el Avifavir, en el portal especializado medRxiv.

Además, el 9 de agosto de 2020, Oxford Academics Clinical Infectious Diseases publicó los estudios del Avifavir señalando que el medicamento demostró una rápida respuesta antiviral contra el SARS-CoV-2. “La proporción de pacientes que alcanzaron una PCR negativa el día 5 con ambos regímenes de dosificación de Avifavir fue dos veces mayor que en el grupo de control. La mediana de la dosis de carga de Avifavir administrada a los respondedores fue de 43,9 mg / kg (IQR 40,0 a 47,1) y a aquellos con PCR positiva el día 5 fue de 39,1 mg / kg (IQR 35,6 a 43,9). No hubo nuevos problemas de seguridad relacionados con Avifavir ya que todas las reacciones adversas fueron de gravedad leve a moderada. No se observó un aumento de la toxicidad en pacientes que recibieron dosis más altas de Avifavir. En base a esta observación, se decidió introducir un régimen de dosificación de Avifavir basado en el peso en la etapa fundamental del estudio con la dosis de carga objetivo de 44 mg / kg y la duración del tratamiento de hasta 10 días”.

Según el informe, los resultados piloto del Avifavir demostraron un alto potencial para tratamiento de pacientes con Covid.19 en casos leves y moderados.  Esto lo convertía en el único medicamento aprobado para tratar el coronavirus en etapas tempranas, y se sugiere su administración a pacientes con signos de dificultad respiratoria y tormenta de citocinas para considerarse como parte de la terapia de combinación que incluye agentes antiinflamatorios con eficacia probada contra COVID-19.

Tras varias semanas de espera, el 28 de agosto de 2020, la Agemed concedió el registro sanitario del medicamento a la empresa Sigma Corp.

Pero, Avifavir aún no estaba incorporado en el protocolo para pacientes con Covid. La ex ministra de Salud, Eidy Roca, reiteró que aún faltaba el desarrollo y pruebas que demuestren su efectividad o no en el tratamiento contra el coronavirus. Por eso, la autorización que se concedió al fármaco era para su uso en enfermedades virales, pero no en el coronavirus hasta que se completara dicho protocolo.

Condiciones de distribución del fármaco

Como se dijo, con el registro de la Agemed, la empresa Sigma Corp estaría habilitada para realizar la compra del medicamento a Rusia y posteriormente podría distribuirlo en Bolivia. Luego, lo fabricaría.

El ex responsable de Epidemiología del Servicio Departamental de Salud (Sedes), Rubén Castillo, informó al diario Opinión que se debía esperar el informe con los lineamientos del Ministerio de Salud para su aplicación.  Asimismo, varias instituciones se pronunciaron al respecto, como la Federación de Asociaciones Municipales (FAM-Bolivia), que firmó un convenio con la empresa para adquirir el medicamento. Dicho acuerdo buscaba que la empresa diera prioridad a las alcaldías y gobernaciones de Bolivia y, además, a un precio accesible.

Sigma recibió más de 50 solicitudes del fármaco por parte de alcaldías, cadenas de farmacias e instituciones relacionadas con la salud.  Su gerente, Gary Gonzales Wilstermann, indicó en una entrevista que la industria abastecería sin dificultad a hospitales privados, públicos y de la seguridad social, farmacias y todas las instituciones que lo requieran.

Con esos antecedentes, la empresa cochabambina importaría, por primera vez, 9.000 cajas con 40 tabletas cada una y se preparaba para producir 300.000 tabletas por día y su producción atendería 50.000 tratamientos.

En septiembre de 2020, por fin Avifavir llegó a Bolivia. Sin embargo, el gobierno transitorio advertía que no estaba probado que sirviera para tratar la COVID-19, y su importación fue autorizada por las autoridades sanitarias para tratar la influenza H1N1, no el coronavirus. Posteriormente, el responsable de la Dirección Nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud, Virgilio Prieto, declaró que no estaba comprobado científicamente la efectividad del medicamento ruso Avifaivir como tratamiento contra el Covid-19.

Para que este remedio sea utilizado en tratamientos contra el coronavirus era necesario un protocolo para pacientes que den positivo a Covid-19. Se esperaba la fase III del estudio clínico terminada y ya se tenía una fase preliminar, según declaró la doctora Crtisty Willsterman de la empresa Sigma Corp a ChequeaBolivia. Además, informó que la empresa exportará el fármaco a Argentina, Uruguay, Paraguay, Panamá, El Salvador, Honduras y República Dominicana.

Finalmente, según los datos presentados en el portal de ChemRar, se hizo conocer los resultados de los ensayos clínicos de fase II-III, del fármaco en el Congreso Internacional "COVID-19: Pandemia del siglo XXI", celebrado del 13 al 14 de noviembre en Ufa. En el Congreso participaron más de 3.500 personas provenientes de Rusia, China, EE.UU., Alemania, Uzbekistán, Kazajstán, Tayikistán y Ucrania y se discutió los resultados para tratar a pacientes con Covid-19.

Según el portal de ChemRar, los estudios clínicos de Avifavir han demostrado la capacidad del fármaco para bloquear los mecanismos de multiplicación del coronavirus, aliviar los síntomas y reducir la duración de la enfermedad a la mitad en comparación con la terapia estándar. Además, los estudios cumplen con los criterios de los requisitos internacionales. Los resultados obtenidos se enviaron a las autoridades reguladoras para obtener permiso para usar Avifavir en otros países del mundo.

Por su parte, el jefe de Desarrollo de Investigación de Sigma Corp, Dr. Guillermo Olmedo Méndez, explicó a ChequeaBolivia que, en noviembre de 2020, culminó la fase III de ensayos clínicos, necesaria para demostrar la eficacia y seguridad en base a las normativas de la Organización Mundial de la Salud (OMS), resultado que se compartió con la revista internacional Oxford Academics, de la Universidad de Oxford. Sin embargo, aún no se encuentran públicos en dicha plataforma. Los mismos permanecen bajo la confidencialidad hasta que la empresa obtenga los suficientes respaldos para no ser copiados. Son enviados exclusivamente a las autoridades de Salud para que sean quienes avalen su uso.

El medicamento fue aprobado el 24 de diciembre de 2020 por el Ministerio de Salud de Bolivia con el aval 9015, que ya permite que este medicamento sea suministrado en casos leves a moderados de Covid-19. (Etapa I IIa y IIb, incluyendo requerimiento de oxigenoterpia).

Sin embargo, el director del Servicio Departamental de Salud (SEDES) de Cochabamba, Yercin Mamani, informó a ChequeaBolivia que todavía no se tiene el nuevo protocolo, que está siendo analizando en las sociedades científicas médicas, y en él deben registrarse “las pruebas de antígeno como diagnóstico y no sólo como tamizaje”.

Si bien el Avifavir ya es utilizado en el sector de salud privada y es utilizado por algunos pacientes con apoyo de la empresa Sigma, en los servicios de salud pública aún no se lo incluyó porque no se encuentra registrado aún en la Lista Nacional de Medicamentos (LINAME). Lo que corresponde, agregó Mamani, es considerar el presupuesto para el tema de medicamentos y la lista se publica cada año.

A la fecha, se espera una estandarización del protocolo por parte del Ministerio de Salud para el tratamiento a pacientes que den positivo a Covid-19, que incluya este antiviral y otros.  Así, los médicos de los distintos hospitales podrán utilizarlo.

En resumen, Avifavir fue distribuido a 15 países del mundo, el tratamiento es ambulatorio, lo que ayuda a evitar el colapso de los hospitales. Y en el país, reconocidos médicos ya lo utilizan.

Costo del medicamento

Como se dijo, Sigma Corp importó 9.000 tratamientos para distribuirlos en todo el país a través de farmacias.

Se trata de comprimidos de 200 miligramos de suministro oral. Tienen un precio de 14 dólares por unidad, lo que equivale a Bs 93,54, fijado en la Resolución Administrativa N°001 publicada por la Agemed el 6 de enero de 2021.

El costo del tratamiento depende de la prescripción médica a los pacientes que den positivo a Covid-19. El Avifavir es un fármaco que debe ser prescrito por un médico y la dosificación se aplica según el peso corporal.  

En esas condiciones, el Dr. Guillermo Olmedo explicó a ChequeaBolivia que un tratamiento completo requiere 40 comprimidos cuyo valor es Bs.3.760 bolivianos. Por ello, es importante la prescripción médica, que evalúa los factores de riesgo e indica si su uso evitará complicaciones que podrían requerir incluso terapia intensiva.

Cómo funciona el Avifavir

Según los informes publicados por el Ministerio de Salud de Rusia, el Avifavir está habilitado para combatir la Covid-19 y curarla en un período de entre cuatro y diez días.

El Dr. Olmedo explica el mecanismo de acción que tiene este antiviral, compuesto por la molécula activa o el principio activo favipiravir. Se trata de inhibir la replicación del virus ya que bloquea una de las enzimas principales del virus que se llama el ARN polimerasa. Una vez que bloquea el virus, permite que la carga viral no sea tan elevada y el cuerpo pueda eliminar el virus más rápido, evitando complicaciones. O sea, se trata de un antiviral que tiene una polimerasa que hace que el virus deje de multiplicarse en el cuerpo, y al no viralizarse se elimina y el periodo de duración de la enfermedad se reduce.

Funciona en pacientes que se encuentran en la fase inicial y media de la enfermedad. La fase inicial también se entiende como la fase videmica: el momento en que se viraliza el virus en el cuerpo. Se habla de las etapas I, II y IIA. El fármaco también funciona para tratar la influenza de tipo A y B.

Dosis recomendadas

El tratamiento recomendado tiene una duración de 10 días antes de dar negativo a la prueba. El suministro de la dosis del paciente es según su peso y debe darse bajo supervisión estricta médica. Idealmente debe ser consumido en los primeros 10 días de ser confirmado positivo con Covid-19. En casos excepcionales cuando el paciente se encuentra intubado, se lo puede suministrar a través de sondas nasogástricas.

Guillermo Olmedo agrega que “una vez que uno da positivo a Covid-19, por los distintos métodos de diagnóstico, idealmente por supuesto, el PCR, hable con su médico y consulte en base a ciertas características que puede tener el paciente. Los factores de riesgo del paciente, como se ha publicado en varios estudios, que pueden complicar el tratamiento y terminar en terapia intensiva, son varios: obesidad (con un índice de masa corporal mayor a 30), tener más de 60 años; hipertensión, diabetes, antecedentes de cáncer y de enfermedades pulmonares como tuberculosis, asma, entre otros… para ellos este medicamento va a ser ideal, pues puede evitar que estas personas pasen a las fases más complicadas”.

Según un esquema de tratamiento, pacientes de menos de 75kg deben ingerir, bajo supervisión médica, ocho comprimidos en la mañana y otros ocho en la noche del primer día. Desde el segundo día, tres comprimidos en la mañana y tres en la noche hasta terminar una caja de tratamiento.

En pacientes con más de 75kg se recomienda tomar nueve comprimidos en la mañana y nueve en la noche, y desde el segundo día cuatro comprimidos en la mañana y cuatro comprimidos en la noche hasta terminar una caja de tratamiento. 

Contraindicaciones

Según el informe de Oxford Academics, el Comité Independiente de Monitoreo de Datos (IDMC) revisó los resultados del análisis intermedio. Los pacientes elegibles incluyeron hombres hospitalizados y mujeres no embarazadas de 18 años o más que firmaron el formulario de consentimiento informado, tenían COVID-19 moderado confirmado por PCR (prueba positiva en el cribado), pudieron administrar el fármaco por vía oral y estaban dispuestos a utilizar un método anticonceptivo adecuado durante el estudio y hasta tres meses después de su finalización.

 Como muchos otros medicamentos, el Avifavir puede presentar un aumento en las enzimas del hígado y otros efectos secundarios como vómitos, náuseas, diarrea, dolor de pecho. Después de un tiempo de uso, este puede generar resistencia.

Según declaró el Dr. Olmedo a ChequeaBolivia, las contraindicaciones son principalmente cuatro:

  •  En personas que tengan enfermedades renales terminales, personas que ya están haciendo hemodiálisis o tienen una enfermedad renal de mucho tiempo y posiblemente necesite trasplante renal.
  •  En pacientes con enfermedades hepáticas de larga data, entre ellas cirrosis de muchos años, y pacientes que ya descompensados
  •  En mujeres embarazadas o en proceso de planificación familiar durante tres meses. Porque se ha visto en animales que atraviesan la placenta.
  • En niños o adultos de 18 años o menos, porque no hay estudios todavía en edades menores de 18 años. Por ello las autoridades no permiten que este medicamento se utilice en menores de 18 años.

 Durante los ensayos clínicos se observó que dos pacientes del primer grupo que se realizaron los ensayos con Avifavir 1600/600 mg y que padecían enfermedades crónicas no especificadas, fueron trasladados a cuidados intensivos, recibieron ventilación mecánica y luego fallecieron. Ambos pacientes tenían un mayor riesgo de enfermedad grave, que incluía diabetes mellitus, hipertensión arterial, obesidad, PCR> 50 mg / L y oxígeno suplementario al inicio del estudio. Los pacientes que cuentan con este cuadro médico no deberían tomar el fármaco. El daño que se pueda generar puede ser mayor que al beneficio de su consumo.

Porcentaje de recuperados por su uso

En los primeros ensayos clínicos realizados, el Avifavir mostró un 68 por ciento de mejoría en cuanto a la reducción de temperatura. El 65 por ciento de los 40 pacientes a los que se les suministró el medicamento dieron negativo después de 10 días.

Actualmente, no existe un tratamiento específico que cure el coronavirus. Sin embargo, hay distintas alternativas desarrolladas que cuentan con ensayos clínicos científicos alrededor del mundo.

En todo caso, es necesario seguir realizando más estudios por distintas entidades farmacéuticas y organizaciones sobre Avifavir y otros fármacos antivirales. El proceso para construir una medicina con evidencia científica sólida puede durar hasta alrededor de cinco años o más.  

Pero, como coinciden los entendidos, Avifavir es para Bolivia una alternativa más para luchar contra el coronavirus en este momento..

FUENTES: 

Clinicaltrials.gov

https://clinicaltrials.gov/ct2/results?term=Favipiravir&cntry=RU

Oxford Academics

https://academic.oup.com/cid/advance-article/doi/10.1093/cid/ciaa1176/5890024

ChemRar

https://en.chemrar.ru/o-kompanii/

MedRxiv

https://www.medrxiv.org

Sigma Corp

https://www.sigmacorp.com.bo/avifavir/

 

BBC

Página Siete

Diario Opinión

Los Tiempos

LA Vanguardia

ABC España

Megalabs

Agencia de Noticias Fides

Tass

France 24

Ámbito

 Anadolu Agency

Periodico digital Erbol

Esta investigación fue publicada con el apoyo de: 

sdfsdf

 

 

Tendencia Política

Fecha Publicación Web

Aliados

 

Aliados